Unidad orientada al control y vigilancia de la gestión fiscal de la administración pública, de sus entidades descentralizadas directas o indirectas, empresas de servicios públicos mixtas y privadas, y de los particulares que administren bienes y fondos del estado.

Los auditores deben asegurar que la ejecución y desarrollo estimadas para cada una de las actividades a ejecutar por la Contraloría, se hagan de acuerdo a la metodología y procedimientos adoptados por la entidad, realizando informes macro que dan testimonio de dicho proceso auditor.